Series y Pelis

El creador de BoJack prefiere que la gente vaya al baño mientras ve una serie a que Netflix corte los créditos

Por Cassandra Moya
diciembre 28, 2019

El siguiente capítulo inicia YA YA YA

Cada que se estrena una nueva serie sabemos lo que ocurre: el niño rata que vive en ti no te permite mover de casa hasta que termines de verla y esto es posible gracias a la magia de Netflix y Amazon, que te dejan darle velocidad al asunto y saltarte la parte de créditos. Sin embargo, esto le ha molestado a Raphael Bob-Waksberg, creador de BoJack Horseman

Si pensabas que a nadie le importaba esa inmensa lista de nombres hay personas a las que sí y son precisamente a los creadores de contenido pues para que tu serie favorita sea transmitida pasan meses de trabajo de muchas personas, que probablemente no tienes ni idea de quiénes son porque jamás has visto los créditos de las series.

Ok, no es tu culpa del todo porque las plataformas tienen un método infalible para que consumas a lo bestia cada capítulo, y es que hace la sección de créditos de tamaño miniatura y te pone ese botón irresistible de tamaño gigante que dice “Siguiente capítulo 5, 4, 3...” y ni modo de no apretarle. 

Por esta razón, Raphael Bob-Waksberg se ha quejado a través de su cuenta de Twitter, en donde mencionó que él sabía que el sueño de mucha gente es ver algún día su nombre en la parte de créditos (cada quien sus sueños ¿no?) y que pues verlo cortado por el tráiler de la película/serie del momento arruinaba todo el esfuerzo.

Además de esto mencionó que le gustaría trabajar en una plataforma en donde los créditos no pudieran cortarse, adelantarse ni saltarse, algo así como la televisión de paga que te pone la media hora de créditos y hace feliz a todos los que aparecen. 

Por supuesto que las personas iban a defender el por qué no los ven y Andy Bobrown, un escritor de TV, mencionó que él pensaba que los créditos son una falta de respeto con el público (?) y que solo deberían aparecer en el cine.

Y casi se arman los guamazos cuando Raphael Bob-Waksberg, quien dio vida a nuestro caballo humano favorito, le dijo que no se trataba de eso. Pues la gente puede decidir qué ver o qué no ver, en efecto, pero que no era justo que las distribuidoras lo hicieran por sí solas, como en el caso de Netflix o Amazon. 

 Según Raphael Bob-Waksberg, papá de BoJack Horseman, su pretensión es que la gente conozca a quienes participaron en estos contenidos y que no solo se queden en el olvido, además de que es un descanso mental para que la gente pueda digerir lo que acaba de ver y no solo se fría el cerebro viendo mil capítulos seguidos. 

Cassandra Moya

Soy un anacronismo y las selfies me hacen sentir parte del Siglo XXI.

@Cebrish